sábado, 27 de febrero de 2010

Consulta al panel


Para los varones, las hermanas de sus amigos son muebles.

Para las mujeres, los hermanos de sus amigos,
¿también son muebles?

JA! ahí te quiero ver...


martes, 23 de febrero de 2010

Son todos muy pelotudos, parte 2

Continuando la temática iniciada en ESTE post, nos ponemos a criticar pero también nos apuramos a aclarar que a los publicistas no les gusta que le digan publicistas. Parece que prefieren que les digan publicitarios.

No vaya a ser cosa que vuelvan a arrinconarme en el msn para retarme...

Ejemplo 3: Esta tercer tarada me dice, desde la publicidad de unas TOALLAS FEMENINAS : “sé feliz también en “esos” días”.

Perdón??? Yo puedo ser malhumorada, sensible y hasta muy pelotuda (como los publicistas) en “esos” días (decile período, TOONNNTTTAAAAAA!!!), pero de ninguna manera soy infeliz.

Qué les pasa??? No le pueden vender a una mujer algo tan necesario para ella como las toallitas femeninas sin decirle que es una tarada sangrante y, además, infeliz???
WTF???

Ejemplo 4: Nos muestran a una tarada muy bonita en diferentes situaciones, con un muchacho, claro, y nos dice el locutor en off: “las mujeres se aburren con facilidad, por eso…sarasa sarasa sarasa…” Eso para venderles un DESODORANTE a los hombres. Como ellas se aburren fácilmente, bañate con este olor cambiante y las tenés a todas muertas a tus pies, porque oler 3 fragancias diferentes durante el día, las re entretiene. Las pone como locas, de hecho.
WTF???

Les voy a hacer un favor y les voy a tirar un dato: las mujeres no nos aburrimos porque un hombre huela siempre igual durante el día. No.
Las mujeres nos aburrimos cuando el boludo que tenemos adelante no logra captar nuestra atención el tiempo suficiente como para pensar
“Cuándo me va a besar? Cuándo me va a besar? Cuándo me va a besar?”.
Nos aburrimos cuando nos quieren levantar recitando palabras cursis que se aprendieron de prepo de algún "Manual cursi para levantarse minas cursis, con frases cursis"... mientras nos miran las tetas.
Nos aburrimos cuando nos tildan a todas de locas despechadas corta pito, cuando en realidad, nos encantaría que se tomaran 1 seg. en notar las diferencias.
Nos aburrimos cuando no nos entretienen ni siquiera para mirarlos y memorizar algún defecto gracioso que contarles a las otras locas como una, capisce???

Y mejor corto acá porque acabo de ver a una horda de pelotudas bailoteando al ritmo de Macarena para venderme un yogurt y me dejaron la neurona en crisis y estoy a punto de salir a ajusticiar boludas al pie de la góndola de productos SER (muy boludas!).


Nota de color: Buscando la imagen para este post caí en la web de Unilever y me enteré que las fragancias del desodorante son: cítrico, frutal y al final, enmaderado.

En ma de ra do... tomá para vos...


lunes, 22 de febrero de 2010

Cosas que aprenderás de sopetón...

...si sos como yo...

Si digo “me voy a poner al sol", llueve. No falla eh?

Aunque tengas tu día D de Diva, siempre vas a querer más (próximo post aclaratorio)

La mejor manera de sacarse a Chirola de encima, es prender un cigarrillo

Si la genética me acompaña, cuando cumpla 70 como el Abuelito voy a ser más hincha pelotas de lo que soy. Tremendo.

No importa  cuánto te lo expliquen, ni que leas todos los putos manuales, ni que hables con todos tus conocidos. Nunca podrás hacer funcionar el Router inalámbrico que pagaste un fortunón.

Las notebook son muy lindas, pero encontrar la @ y la tecla Spr (imposible no recordar a Homero) te llevará 2 días. O más.

Descubrí que, laboralmente, la felicidad tiene forma de pendrive.

Volviendo al punto 1, pise mi propio palito y descubrí que si digo “me voy el último finde de las vacaciones a Pilar” se inunda media ciudad y perdés $200.- de seña. Un poco menos que en el vestido de cumpleaños que dejaste en el taxi, claro.

Heladera nueva enfría muy bien

Si le decís a un telemarketer “dame tu teléfono y te llamo todos los días, dale?”, no te llama más.

Comprar sábanas inmaculadamente blancas no es negocio si tenés un gato negro. Menos dos juegos.

Cuando tenés reproductor de DVD nuevo pasan todas las pelis que querés ver en el cable. O empiezan las temporadas nuevas de tus series favoritas.

Cable + Internet + Teléfono (no lo quería, pero viene con el paquete) no te sirven de un carajo si tenés una tele vieja y no llegás al único puto canal que te interesa.

Si insistís con Pilar y no desarmás el mini bolsito, se seguirá inundando la ciudad. Posta.


Tendría que ser una rubia tarada. No sería eMe pero viviría mucho más tranquila teniendo como única preocupación que me decoloren el pelo como la gorda Giménez. Lo parió.


 

jueves, 18 de febrero de 2010

Algún dia tenía que pasar

A vos.

Sí. A vos te digo, tontita epidérmica.

A vos, minusválida mental, que andás por la vida vendiendo verdades viejas sobre TODO.

A vos, que querés medir tetas, culo, cintura y largo de pelo (la tira de cola no?).

A vos, que sos joven, linda, exitosa y la mar en coche, pero te ponés a competir con una vieja pasada.

A vos, que compraste TODO lo que dijeron, pero vendiste TODOS los espejos,

A vos te digo.

Cuando quieras, dónde quieras, nos medimos.

Es más, ahora que me envalentoné te digo: llevemos también al Nene, a ver si prefiere un hueso o una patita de pollo con la mano. Dale. Midamos. Yo llevo la carne, vos llevá el centímetro. Grande, por favor, mirá que acá hay mucha carne por todos lados. Rebaso de carne :)

Eso sí. Midamos también la cabeza.

HARTA ME TIENEN
jijijijijijijijijijijiiiiiiiiiiiiii


La imagen, la tomé de ACÁ.


lunes, 15 de febrero de 2010

PARA EL BRONCE 21


"No, querido, no son hechas.
Todavía me rebotan cuando camino..."

Vica dixit



viernes, 12 de febrero de 2010

Son todos muy pelotudos, parte 1

Resulta que tanta vacación y tanto ocio me dejó como resultado un “licuamiento” neuronal muy importante., por eso, me puse a reflexionar dándole vueltas una vez más a mi hermosa teoría sobre los publicistas (“son todos muy pelotudos”) y decidí escribir sobre el asunto. Por qué? Porque me hincharon las pelotas, por eso.

No vayan a creer que un día me levanté con la idea así nomás, no. La teoría me fue madurando luego de largas sesiones de torturas con publicidades dirigidas a minusválidas mentales. Mujeres, claro.

Lo grave no sería eso (que “son todos muy pelotudos”), sino que la teoría va un poco más allá (como todas las teorías brillantes, ejem) y podemos decir “todos las empresas que le pagan a los publicistas por tremendas bostas, tienen directivos muy pelotudos”.

Ejemplo 1: Un DETERGENTE nos muestra a una pelotuda que revolea cosas por que “me molesta que las cosas se terminen”. Acá estamos en el delicado entuerto de meternos o no con la salud de las personas, porque solo una esquizo puede reaccionar así. Por qué? La tarada está todo el día divina, pero resulta que cuando termina una clase de macramé con hilo de seda hilado por menores marroquíes, la loca se brota y tirá todo. La acción sigue y la energúmena esta se ve lavando los platos (si hay platos sucios = mujer que los lava) pero, oh sorpresa!!! El detergente amigo le alivia el día porque NO SE ACABAAAAAAAAAA!!! O mejor dicho, se acaba dentro de 8 semanas.
WTF???

Ejemplo 2: Otra tarada anda con cara de tujes todo el puto día, en la casa haciendo los “quehaceres domésticos”, o en la playa, envuelta en una frazada, pero todavía con la cara de oler mierda. Y qué le pasa??? Está constipada!!! Sí!!! No se le murió el canario, ni le salió para el culo un laburo, no, no… simplemente no caga todos los días.

Mara villoso!!!

Una vez más vemos como interviene un factor externo, el marido, que le viene a solucionar la vida, dándole permiso para gastar un peso y monedas en un LÍQUIDO CON GUSTO ASQUEROSO pero que le va a aliviar el tránsito lento de la autopista interna para que pueda lograr el ansiado tránsito joya, chiche, bombón y por fin cague como dios manda.

Doblemente insoportable porque ahora a la idea de mujeres descerebradas se le suma la de hombres que otorgan permiso, para cagar!!!
WTF???

lunes, 1 de febrero de 2010

De ninguna manera...


No, no, no...
No quiero volver, no quiero volver, no quiero volver...